lunes, 2 de abril de 2018

Un acto PPatriótico en Lugo

Jura de bandera civil en María Pita, Coruña.
La jura de bandera civil que tendrá lugar a finales del mes que viene en nuestra ciudad ya se ha politizado, como era de esperar. En este país somos incapaces de no intentar arrimar el ascua a la sardina propia, aunque esa acción suponga un problema o un inconveniente para todos, incluidos los propios supuestos beneficiarios.

En esta ocasión el error lo ha cometido, en mi opinión, el PP. El anuncio del amplio desembarco de altos cargos del Partido Popular que van a acudir a la cita lo único que ha conseguido por ahora es dar la imagen de que no es una cuestión de país sino de color político. Hablándolo con unos amigos hace un par de días, de hecho, me dijeron exactamente eso, que habían pensado apuntarse pero que al ver que la cosa se convertía en un risco de gaviotas se echaron atrás.

No solo es una torpeza desde el punto de vista de país, ya que se ahonda una vez más en esa sensación de que para unos y otros la bandera roja y gualda es patrimonio de unos pocos en lugar de arropar al conjunto, que sería lo suyo. Además es una metedura de pata estratégica como partido político, que es todavía menos comprensible.

El éxito de la jura de bandera estaba asegurado mucho antes de que los cargos políticos empezaran a acudir en tropel (de hecho por eso acudieron me parece a mí), porque en Lugo hay gente de todo tipo y entre nuestros convecinos hay quienes desean mostrar su compromiso con su patria, lo cual no tiene nada de malo por supuesto. 

Si se hubieran apuntado pero sin hacerlo público lo que habría pasado es que el día de autos se habrían encontrado con un montón de personas de distintas sensibilidades políticas compartiendo con ellos un acto simbólico para todos los presentes. Eso haría que, por poca que fuera, se despertara una mínima simpatía entre los que juren bandera, cosa que ahora no va a pasar porque tengo la impresión de que solo irán correligionarios de carnet.

Jurar bandera es un acto personal, incluso me atrevo a decir que íntimo a pesar de ser público, por lo que quienes juran no deberían hacerlo en calidad de otra cosa que no sea la de ciudadanos españoles que se comprometen libremente con su país. Sacar a relucir el color del partido es una torpeza, y no lo digo por la jura en sí, a la que no solo no le veo nada de malo, sino que yo mismo lo hice hace unos años principalmente porque me dio la gana. Les diré que incluso me planteé repetir en mayo, pero viendo el panorama ahora ya no me apetece demasiado porque de manipulación política ya estoy bastante cansado, como casi todos.

Les deseo mucha suerte aunque creo que habría sido mejor enfocar el asunto de otra manera, ahora ya es tarde.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Derecho a réplica:

Se admiten comentarios, sugerencias y críticas. Sólo se pide cierta dosis de "sentidiño" y cortesía.